Fachadas de oficinas




Las fachadas de oficinas no tienen necesariamente que tener superficies vidriadas hacia el exterior como las tiendas o negocios comerciales -que tiene que mostrar sus mercaderías en los escaparates-. Las oficinas suelen tener un lugar de recepción inmediato a la puerta de entrada con zona de  libre acceso. Los vidrios espejados que permiten una visión hacia el exterior pero impiden que desde la calle se vea las actividades internas son los utilizados por muchas oficinas que tiene comunicación directa con las calles muy transitadas.

En las fachadas de las oficinas se suelen colocar pequeños carteles anunciando actividades y nombre del o los titulares de la misma, o si esta pertenece a una sociedad anónima destacar el nombre de fantasía de la empresa.

La mayoría de las fachadas de oficina relacionan los colores aplicados en los frentes con la característica del logotipo de la empresa para tener coincidencia en las tonalidades.